Chile,  Slider,  Sudamérica

Explorando Santiago, la gran capital

La gran urbe que tiene este país, que contiene cerca del 40% de la población total de Chile. Ubicada en la zona central, inclinada hacia la cordillera de los Andes, Santiago ofrece el máximo núcleo urbano en algunos de sus sectores. He estado en incontables ocasiones en la gran capital, pero esta vez, así como ocurrió con Valparaíso, sería diferente. La idea sería mostrarles a ustedes algunas de las joyas que hacen de Santiago una hermosa y recomendable ciudad para conocer. Y para ser sincero, es un gran reto, ya que no soy un gran fanático de las grandes manzanas.

Poco antes de llegar a la ciudad, organicé un pequeño y suave tour personal caminando (si han leído este blog anteriormente, sabrán que los kilómetros a pie son lo mío) para recorrer algunas de las zonas más concurridas y de los edificios más emblemáticas del centro, muchos de ellos con cientos de años de antigüedad.

Sin-tituloasdasfsafsa

El inicio fue en el Cerro Santa Lucía, lugar dónde el conquistador Pedro de Valdivia fundó la ciudad, y desde dónde se puede apreciar una hermosa panorámica del centro de Santiago, si el cielo así lo permite. A un costado de este lugar se encuentra la gran Biblioteca Nacional, que alberga el archivo nacional desde 1925.

Cerro Santa Lucia

A menos de dos cuadras de distancia, es posible encontrar la popular Iglesia San Francisco. Esta iglesia es el monumento arquitectónico más antiguo de la ciudad de Santiago, que data de 1613. Además, a un costado de ella se encuentra el barrio París – Londres, un pequeño barrio residencial que encandila con sus edificaciones de estilo colonial, siendo uno de los más antiguos de la ciudad.

Sant (72)

Continuando la caminata, es posible encontrar uno de los edificios másbellos de Santiago y que es con orgullo, el centro cultural más antiguo del país, el Teatro Municipal de Santiago. Este da paso a la Plaza de Armas y sus alrededores, escenario de la fundación de la ciudad y kilómetro cero de la urbanización de Santiago. En ella se puede visualizar el edificio de Correos, la Municipalidad de Santiago y la gran Catedral Metropolitana, entre otros. Además, es un centro de arte callejero característico, encontrando expresiones de pintura o humor con mucha frecuencia.

Plaza_de_Armas

El Mercado Central, mi próximo destino, fue ideal para aprovechar la hora de almuerzo. Si ansías degustar pescados y mariscos frescos dentro del centro de Santiago, este es tu lugar. Y a sólo unas pocas cuadras del Mercado se encuentra el Centro Cultural Estación Mapocho, el cual sirvió como estación de ferrocarriles hasta 1987, momento en que pasa a quedar en abandono. Hoy en ella se realizan exposiciones, ferias, recitales, entre otros.

La parte final del recorrido es a través de los edificios de Estado. El ex Congreso Nacional, lugar que albergó a las cámaras de diputados y senadores hasta 1973, cuando fue trasladado a Valparaíso. Sólo al cruzar la calle, es posible divisar el Palacio de Tribunales de Justicia, que alberga actualmente la Corte Suprema, la Corte de Apelaciones y la Corte Marcial. Finalmente el tour dio término en la Plaza de la Ciudadanía, lugar dónde se encuentra el Palacio de la Moneda, la sede del gobierno chileno desde 1846, y dónde está la oficina del Presidente de la República.

Sant (86)

Sant (123)

El caminar por el centro de Santiago te muestra un importante intercambio cultural que no había tenido la oportunidad de encontrar en otro lado de Chile. Asiáticos, africanos, turistas extranjeros, y residentes sudamericanos en su mayoría, con una numerosa población peruana digna de considerar. Por todo el sector y en casi todas las esquinas es posible divisar restaurantes, almacenes y negocios de servicios siendo trabajados por la población peruana residente en la capital.

Otra cosa a destacar es que, a mi parecer y habiendo visitado otras grandes urbes de Sudamérica, Santiago es una de las capitales más seguras en que he estado. Un gran contingente de seguridad y la casi nula corrupción en la relación Ciudadano – Policía (llamados Carabineros en Chile) hacen de esta ciudad una en qué puedes recorrer sus calles sin mayor temor a ser asaltado. Por otro lado, por su ubicación geográfica, es también una de las más contaminadas de la zona debido al descontrol de los residuos de sus propios habitantes flotando en la atmósfera, así que si caminas por las calles de Santiago y puedes ver la Cordillera de los Andes de forma nítida, siéntete muy afortunado.

Sant (167)

El primer día fue suave, cosa distinta al segundo. El inicio sería bien temprano en el Cementerio General, un museo a aire libre con un valor patrimonial y cultural incalculable. Recorrería sus pasajes llenos de personajes grabados en la historia de Chile. Ex Presidentes, artistas, destacados personajes en el consciente colectivo local.

Sant (101)

Sant (107.1)

Luego fue el momento de utilizar el metro subterráneo, servicio movilización algo costoso, pero de una calidad tremenda y mejor aún si es comparado con el de los países vecinos. Eso si, cuidado con su uso en las horas picks (6-8 am y 6-8 pm) dónde el caos se apodera del submundo. Descendí en la estación Bellas Artes para admirar el Museo del mismo nombre, uno de los principales centros de difusión de las artes visuales en Chile. Este museo está emplazado en medio del Parque Forestal, uno de los parques tradicionales y dónde es común encontrar muchas actividades culturales, recreativas y deportivas, además de ser uno de los pulmones verdes que recorren la comuna y uno de los puntos referenciales más importantes de la misma.

Sant (263)

Museo_Nacional_de_Bellas_Artes,_Santiago_de_Chile.

Sant (177)

Viniendo desde el Museo de Bellas Artes hacia la cordillera, el Parque Forestal finaliza en la Plaza Baquedano (o también llamada Plaza Italia), conocida por ser el punto neurálgico de las celebraciones masivas en Santiago. A nivel urbano, también, es reconocida como punto de convergencia vial, y a nivel social representa un límite de características socioeconómicas entre el Santiago Oriente y el Santiago Poniente. De ahí el dicho «De plaza Italia hacia arriba, de plaza Italia hacia abajo».

4267814-Plaza_Baquedano_Santiago

Al norte de la Plaza Italia se divisa a lo lejos la figura de la Virgen María, en la cima del Cerro San Cristóbal. Este cerro forma parte del Parque Metropolitano, el más grande de Chile y uno de los más grandes del mundo. Se puede acceder al Santuario Católico del San Cristobal a través de funicular, en bicicleta o bien, caminando. Lógicamente elegí esta última, así que encaminé mi rumbo a la cumbre de este terreno maravilloso y natural.

A pesar de ser no ser fin de semana y estar subiendo a la hora de almuerzo, me sorprendió la gran cantidad de gente haciendo la misma ascensión que yo realizaba, pero trotando o pedaleando. El deporte se tomaba la subida al santuario y la calma del lugar me dejaba fotografiar el gran contraste entre estos bosques que me rodeaban y la inmensidad de la ciudad.

Llegando a la cima, la estatua de la Virgen María le daba el fin a este improvisado trekking. Me encontraba con la panorámica de lo que es Santiago de Chile en un día normal. A través del contaminado cielo se respira ese aire cosmopolita, con una casi exagerada imitación del estilo norteamericano, pero la Cordillera de los Andes en el fondo me recuerda que esto es Sudamérica, y que las creaciones naturales que rodean a la gran ciudad la hacen así de especial.

Sant (191)

Sant (212)

Sant (213)

Para terminar esta pasada por la capital de mi país, una pequeña visita al monstruo arquitectónico llamado Costanera Center, el rascacielos más alto de Iberoamérica, con 300 metros de altura. Proyecto inmobiliario que posee un centro comercial, dos hoteles y una infinidad de oficinas. Cualquier similitud con el ojo de Mordor es pura coincidencia 😛

Sant (256)

Y eso, una mirada distinta en estos dos días por Santiago de Chile que sirven para encontrarle cierto encanto a esta gran ciudad. Una ciudad que, así como te permite sumergirte en el mundo industrial y financiero de sus barrios empresariales, también te da la posibilidad de pasar momentos de paz y te entrega los espacios para aquello. Dependiendo de tus gustos, la estadía por este lugar puede ser muy tranquila o podrás disfrutar de unas locas noches de fiesta si eso es lo tuyo. En cualquiera de los casos, Santiago tendrá las puertas abiertas para ti.

Deja un comentario