Category Archives: Peru

Cruzar la frontera Tumbes – Huaquillas y no sufrir en el intento

“No hay mejor experiencia que vivir la vida nosotros mismos”. Ese ha sido uno de mis lemas en mis largos 4 meses de viaje. Durante los trayectos uno va escuchando diversos comentarios o leyendo diversas reseñas de gente que atraviesa lugares y te retroalimenta sus anécdotas o impresiones.

Máncora: Un merecido descanso

Desde que volví a salir desde mi hogar en Talcahuano habían sido cerca de 45 días sin ningún tipo de descanso. Todos los días eran de un constante movimiento, de atravesar paisajes y conocer gente. Los pequeños momentos de paz y tranquilidad que obtenía los dedicaba a la lectura y a

Trujillo y una dosis de historia preincaica

Unas 8 horas al norte de Lima, en la ciudad costera de Trujillo me volvería a sentir como en mis prematuros días de colegio. Volvería a tomar apuntes como lo hacía en esos días, volvería a escuchar a un profesor experto en un tema y volvería a retirarme satisfecho de una lección

Un breve suspiro limeño

Desde un principio supe que Lima me encantaría. No es como cualquier gran ciudad, no es como Buenos Aires, no es como Santiago de Chile. Tiene algo agradable que te atrapa y no te deja escapar, y debo decirlo, estar sólo dos días en esta ciudad fue un suplicio. Fácil, sin duda alguna,

Motocicletas y Pingüinos en Paracas

Una de las ventajas de viajar sin una ruta preestablecida e improvisar mucho en el camino es que sueles encontrar lugares que no estaban en tu consciente y que terminan siendo muy especiales. Estando en Ica se me habló bastante sobre lo agradable que fue para muchos visitar Paracas, una

De turista en Nasca a viajero en Ica

Si me preguntaban antes de entrar a Perú cual era mi lugar predilecto para visitar en ese país, no habría escogido Machu Picchu, ni el lago Titicaca, ni menos su capital Lima, sino que habrían sido esos inusuales geoglifos en medio del desierto de Nasca. Esas extrañas formas y ese zoológico

Arequipa y su joya: El Cañón de Colca

Chile era historia. Era mi primera vez visitando el Perú y mi ansiedad por aprender lo mayor posible de este hermoso país estaba por explotar. Había estudiado y me había fascinado con su arquitectura colonial, sus paisajes naturales surrealistas, su respeto por las clases indígenas y su elevado patriotismo, entre

Entre salitreras, fútbol y fronteras

Habiendo dejado atrás la maravillosa experiencia que había sido San Pedro de Atacama, tocaba culminar una etapa muy importante en este viaje. Tocaba terminar Chile continental. Habían sido largos días y meses hasta este punto y pensar que esos 4064 kilómetros aéreos que unen a Puerto